Las Claves Inmobiliarias de Latinoamérica

REVISTA INMOBILIARIA

Alcaldes pidieron recursos adicionales por crecimiento de la población migrante

23.08.2019

  • Independencia cuenta con cerca de un 45 por ciento de población extranjera.

  • Antofagasta tiene más de 50 mil habitantes de otras nacionalidades.

El notorio aumento aumento de la población migrante quedó de manifiesto en el informe del Instituto Nacional de Estadísticas (INE) y el Departamento de Extranjería y Migración (DEM), el cual reveló que en cuatro regiones hay más de 10 por ciento de población migrante.

Photo by Blake Guidry on Unsplash

 

Es más, incluso en algunas comunas la población extranjera se acerca al 50 por ciento del total, como en el caso de Independencia, donde de los 110 mil habitantes, 47 mil son migrantes, es decir, alrededor del 45 por ciento.

 

En cuanto al número de habitantes, solo Santiago (212 mil personas), junto con Las Condes y Antofagasta (52 mil), superan a Independencia respecto a extranjeros.

 

A raíz de esto, desde los municipios pidieron recursos para enfrentar el crecimiento de la población migrante, ya que esto afecta su prepuesto local para la atención primaria, educación, vivienda y servicios públicos.

 

"Somos respetuosos y acogedores de ola migración, pero evidentemente en este volumen y en estas condiciones genera externalidades incluidas las financieras. La dimensión de la migración en Independencia exige que también podamos contar con recursos adicionales para enfrentar estas externalidades", dijo el alcalde de Independencia, Gonzalo Durán.

 

Alcaldesa Rojo pide terminar sensación de que vienen a quitar trabajos

En tanto la alcaldesa de Antofagasta, Karen Rojo, quien pidió poner esfuerzos para terminar con la sensación de que el migrante viene a quitarle el trabajo a los chilenos.

 

"Lo que se ve en materia de cesantía hoy día también exigirle a las empresas que no se vayan por lo fácil. Entiendo que hay una obligación de contratar un mínimo dentro de sus trabajadores de población migrante, pero que no se reemplace la población chilena por la migrante para abaratar costos porque ese también es un daño que nos estamos haciendo nosotros mismos y la gente percibe que está sensación de que los migrantes vienen a quitar los trabajos a los chilenos", aseveró.

 

Mientras, desde el Servicio Jesuita Migrante consideran que esto también puede ser una oportunidad, como lo planteó su director de Incidencia, Juan Pablo Ramaciotti.

 

"Eso permite poder pensar políticas públicas de manera focalizada y con mayor integralidad. La llegada de personas extranjeras puede ser una oportunidad considerando que las personas migrantes tienen mayor disposición a desplazarse y a moverse buscando nuevas oportunidades para impulsar políticas que incentiven la descentralización, no solamente de las personas migrantes si no que del país en general", sostuvo.

 

Fuente: cooperativa.cl

Etiqutas:

Compartir
Compartir
Please reload

Destacado