Las Claves Inmobiliarias de Latinoamérica

REVISTA INMOBILIARIA

A siete de cada 10 colombianos, entre 25 y 40 años, no les alcanza el sueldo

15.05.2019

A pesar de que la mayoría de personas intenta tener la costumbre de hacer un registro de sus ingresos y egresos, solo 19% dice que gasta lo planeado cuando está con amigos

Photo by Niels Steeman on Unsplash

 

Uno de los desafíos en finanzas personales es que las personas logren administrar lo suficientemente bien su dinero para que los últimos días del mes no estén cortos de dinero.

 

De acuerdo con una encuesta realizada a 1.072 personas por la Unidad de Investigación, desarrollo y territorio de la cooperativa Confiar sobre educación financiera, ahorro y autocontrol, a 73% de los encuestados no les alcanza o no siempre les alcanza el sueldo hasta el final del mes.

 

Cabe mencionar que en este estudio participaron personas entre los 25 años y los 40 años de edad, quienes se encuentran en los seis departamentos en los que la cooperativa tiene presencia (Antioquia, Cundinamarca, Boyacá, Risaralda, Casanare y Meta).

 

Carlos Díaz, consultor en finanzas personales, explicó que a la mayoría de las personas no les alcanzan sus ingresos porque se les va el dinero en pagar deudas.

 

“Por lo general, las personas no realizan un presupuesto minucioso, así que caen en un círculo vicioso en el que todo el tiempo están recurriendo a endeudarse para pagar lo que no logran adquirir con sus ingresos”, mencionó.

 

John Edwin Baena, experto en comportamiento del consumidor y líder de investigación de Confiar, destacó que a pesar de que 26% de los encuestados tiene como costumbre mantener registros de sus ingresos y egresos, y de que 24% tiene la costumbre de preparar un presupuesto semanal, solo 19% dice que cuando se reúne con familiares y amigos gasta exactamente lo que tenía presupuestado.

 

“Aunque la persona sea organizada, cuando sale con sus amigos o familiares tiende a perder ese autocontrol que implica la planeación. Por este tipo de encuesta no podemos determinar cuáles son las causas de este comportamiento, pero inferimos que se dejan llevar por la emoción y el deseo”, dijo.

 
LOS CONTRASTES
  • CARLOS DÍAZ CONSULTOR EN FINANZAS PERSONALES

    “Algo clave para que las personas ahorren es que lo hagan con un propósito claro, pues si no determinan qué quieren hacer con ese ahorro, eventualmente se terminan gastando el dinero”.

  • JOHN EDWIN BAENA GALLEGO LÍDER DE INVESTIGACIÓN EN CONFIAR

    “La frase respecto a la satisfacción evidencia que el consumo necesariamente está cruzado por la emoción, por lo que estas compras se mueven entre que la persona esté feliz y triste”.

Con esto coincide Díaz, quien señaló que las personas tienden a gastar al mismo nivel de sus acompañantes en las reuniones sociales, aunque sus ingresos y presupuesto sean menores.

 

En el estudio también se encontró que las personas entre los 25 y 40 años tratan de ser racionales al comprar, pues 48% siempre compara precios al adquirir un bien, mientras que 25% casi siempre lo hace. Además, 37% siempre evalúa la necesidad de tener el producto, mientras que 34% lo hace casi siempre, lo que según Baena muestra una tendencia de los compradores a ser cada vez más conscientes frente a los gastos y los bienes o servicios que adquieren.

 

El investigador considera que estos comportamientos se deben a la generación, pues 93% de las personas que participaron en la encuesta son millennials.

 

“Son personas que tienen mayor acceso a la información. Utilizan la tecnología para hacer comparativos y toman decisiones más informadas”, dijo.

 

Tipos de ahorradores identificados en el estudio de educación financiera
En la encuesta se identificó que entre los participantes había tres tipos de ahorradores. El primero de ellos son los ahorradores innatos, quienes cuando les aumenta el ingreso por cualquier razón, guardan ese dinero extra. Otro tipo son los ahorradores que planifican y se conforman, que son aquellas personas que se concentran en cumplir su objetivo de ahorro y que si tienen un dinero extra, no lo suman al ahorro, sino que se lo gastan. El tercer perfil son los sobrevivientes, que son quienes intentan ahorrar, pero se les va el dinero en deudas.

 

Fuente: La República - Heidy Monterrosa 

Compartir
Compartir
Please reload

Destacado